ELECCIONES 2019: UN CAMBIO PARA LA SOCIEDAD ESPAÑOLA

ELECCIONES-2019

Hoy en día la política es uno de los temas más a la orden del día en nuestra sociedad. Cada día, a cada hora, recibimos impactos sobre ésta, ya sea a partir de los diferentes medios o por otras personas, lo que le convierte en un tema de conversación habitual de elevada importancia. Muchos afirman “pasar de la política”, porque “todos son iguales”.

Es posible que si, pero dudo que todos vosotros (al igual que yo) conozcáis a cada uno de los políticos que desempeñan un papel dentro de la política española. Aún así, es mucho más fácil incluir a todos en el mismo saco afirmando que son unos “ladrones”.

Es cierto que una gran mayoría se han aprovechado de su cargo, y no solo robando, también abusando de su poder mediante “favores” y demás acciones ilegales, pero debemos creer en que en que todavía existe gente honrada, ya que alguien se coronará como Presidente del Gobiernopróximamente y será quien nos represente en los próximos cuatro años.

No votar no es una buena decisión

No votar no es una solución. Cada uno de nosotros tenemos un pequeño poder, y es el de votar, el de elegir, algo que todos deberíamos hacer, ya que nuestros derechos y mejoras en la calidad de vida dependerán en gran medida de las personas que gobiernen.

No votar no es una buena decisión, ya que es eximirse de una responsabilidad de gran peso que repercutirá en tu futuro. Además, luego resulta muy fácil quejarse, y aquellos que han votado tienen todo el derecho del mundo a hacerlo al igual que a equivocarse, pero aquellas personas que decidieron no hacerlo no deberían quejarse después, pues no valoraron su derecho al voto ni les importo quien tomara las riendas de la situación, sin tener en cuenta que el voto de quien no asiste se le asigna a la persona que vaya ganando en las elecciones.

Pero en caso de querer votar, ¿a quien votamos? No pretendo condicionar vuestro voto, al igual que no mencionaré mi posición política, pero si que reflexionéis a la hora de hacerlo ya que no es ninguna tontería, y si ahora no sois capaces de valorar su importancia algún día lo haréis.

Muchos afirman querer cambios, cambios que no han sido capaces de apreciar con el bipartidismo, algo que ahora se puede solucionar con el surgimiento de dos nuevos partidos que también están en auge, y todavía nadie puede juzgarles a causa de que no han gobernado. Aún así “sacar trapos sucios” es lo que mejor se les da.

Parece una continua guerra en la que se preocupan más de tirarse los “trastos a la cabeza” que de mostrar sus cualidades y defender las bases de su partido. Bajo mi punto de vista no hay nada peor que ganar a costa de pisotear a los demás. Un verdadero ganador es aquel que gana por ser como es, no por despotricar contra el contrario.

Por tanto lo primero será tener claro que es aquello que queremos conseguir, y posteriormente conocer con detenimiento cada una de las bases que defienden, determinando cual de ellas se asocia más a nosotros. No debemos compartir lo ideales de aquellas personas que nos rodean, ¡dejemos de estar condicionados por la sociedad!

El voto es secreto

El voto es secreto, por lo que no tienes que comentar con nadie tus ideales, aunque no deberías avergonzarte de ellos. Cada uno tiene una forma de ver las cosas, y pueden o no compartirse, pero ante todo deben respetarse. El respecto es una de las bases de una buena sociedad, algo que escasea en la nuestra y es una pena.

Aún así, lo realmente importante es conocer la historia de cada uno de los partidos, ya que en ocasiones las bases no se asocian a las funciones que posteriormente han desarrollado. Hablar es sencillo, pero lo realmente importante son las acciones. Por ello debemos conocer, ya que así determinaremos cual es la mejor elección.

Por tanto, sea cual sea tu elección hazlo con cabeza, y en caso de que ninguno te agrade vota en blanco, ya que de esta manera tu voto no irá destinado a aquel partido que vaya ganando. Nos enfrentamos a una situación política diferente, novedosa, lo que supondrá un cambio para

España, puede que para bien pero también puede que para mal. Nadie puede saber lo que pasará, únicamente podemos tener suposiciones que no siempre se corresponden a lo que posteriormente pasa. Por ello tomar decisiones con cabeza. No es un juego, es nuestro futuro.

¿Qué pensáis sobre la política española? Si pudierais hablar con el futuro presidente, ¿qué le pediríais?. No desaprovechéis vuestra oportunidad, ¡VOTAD!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *