Redes sociales ¿Un juguete demasiado innovador?

-      ¿Cómo era la vida antes de la aparición de las redes sociales?

    ¿Cómo se comunicaba la gente?

-      ¿No lo recuerdas?

 

-      Vagamente….aunque recuerdo que a veces era muy complicado…

 

Las redes sociales, a pesar de llevar pocos años entre nosotros se han adaptado tanto a nuestras vidas que se hace muy difícil pensar en renunciar a ellas. Pero, tal vez por su novedad, los estropicios que pueden ocasionar son tan desproporcionados como su repercusión y ya, en demasiadas ocasiones, afectan a la imagen y reputación de personas e instituciones, cuestión ésta nada menor.

 

         Hoy las redes sociales son como un juguete nuevo que se pone en manos de un niño ansioso de jugar, pero que no sabe cómo funciona ese juguete.

 

¿Existe manual de instrucciones?

 

Pues sí, se han elaborado muchas recomendaciones y “manuales” de buen uso de las redes sociales, incluso ha aparecido el concepto de netiqueta. Pero todos estos manuales y recomendaciones pueden resumirse en:

 

1.   Respeto. Piedra angular de cualquier tipo de relación interpersonal y base de protocolo social.

 

2.   Uso responsable, evitando la saturación.

 

3.   No meterse en la casa/fiesta/perfil social de nadie sin haber sido “invitado”. En este sentido, precisamente en el ámbito 2.0 conviene diferenciar nítidamente entre perfil personal y profesional. Pues, muchas veces, por educación, nos pueden abrir las puertas de la “pseudointimidad” de los perfiles personales, pero tal vez sea bueno plantearnos hasta qué punto podemos ser invitados incómodos.

 

4.   Relacionarnos. En el momento en el que aceptamos (activa o pasivamente) formar parte de la red de alguien (persona o institución), debemos demostrar que estamos ahí. No es necesario que sea todos los días, pero sí de vez en cuando, al menos.

 

5.   Tener siempre presente que cuando nos dirigimos públicamente a una persona lo hacemos con muchos testigos de nuestro comportamiento.

 

Recordamos que de los delitos se encarga la justicia, pero el comportamiento incorrecto o mala educación es castigado por la colectividad con la sanción del rechazo social

 

__________________________________________

Autora: Margarita Murillo

            Galicia Protocolo

Escribir comentario

Comentarios: 0

Pión Medioambiente está trabajando con Galicia Protocolo en la implantación de su sistema de gestión de la calidad.


Ver el perfil de Margarita Murillo en LinkedIn

GALICIA PROTOCOLO

Protocolo y organización de eventos